Los mejores brókers de España: encuentra la plataforma ideal donde invertir

Características de los mejores brókers de España para invertir en activos como acciones, ETF y criptomonedas

Importancia de las regulaciones de los brókers en España

Image

Gráficos de trading en diferentes dispositivos

PABLO R.G

Sevilla
14/02/2024

Actualizado a las 15:36

Invertir dinero en activos financieros como las acciones, los ETF o las criptomonedas está adquiriendo cada vez más popularidad entre muchas personas, con especial incidencia entre las generaciones más jóvenes. Conseguir ingresos extra mediante esta vía es visto por muchos usuarios como una buena estrategia para complementar sus sueldos, llegar mejor a fin de mes o ahorrar más en un contexto como el español en el que los salarios no son demasiado altos y algunos gastos básicos, como los alquileres o la cesta de la compra, no paran de subir.

Para poder invertir en activos financieros es necesario contar con la intermediación de unas plataformas autorizadas para la compraventa de estos productos conocidas como brókers, en las que los interesados en operar con acciones, criptomonedas, pares de divisas, ETF o bonos deben registrarse. Pero estos intermediarios no sólo sirven para comprar y vender, sino que suelen disponer de un amplio catálogo de servicios que ayudan al usuario en sus inversiones y que conviene investigar para elegir la mejor opción entre todas las disponibles.

A continuación te explicamos qué es un bróker, cuáles están disponibles en España y a qué elementos hay que prestar atención para elegir la mejor plataforma para invertir.

Los mejores brókers de España donde invertir en julio 2024

Bróker XTB
Ir a la oferta
Image

Regulado y registrado por

KNF, FCA, BaFin, CMVM

XTB

Depósito mínimo

0€

Instrumentos ofrecidos

+ 5.000

Retirar fondos

2 días
  • Invierte en más 3600 acciones y ETFs
  • Planes de inversión desde 15€
  • Sin comisiones para acciones y ETFs
  • Depósitos y retiros sin cargo
  • Educación de trading
Invertir implica riesgos. Acciones: Riesgo 6/6/. Este número es indicativo del riesgo del producto, siendo 1/6 indicativo del menor riesgo y 6/6 del mayor riesgo

Bróker Freedom24
Ir a la oferta
Image

Regulado y registrado por

CySEC, BanFin, CNVM

Freedom24

Depósito mínimo

0€

Instrumentos ofrecidos

+ 1.000.000

Retirar fondos

1 - 3 días

Promoción hasta el 31/08:

  • Llévate 3 acciones como regalo al recargar tu cuenta con 5.000€ (código: WELCOME5)
  • Llévate 10 acciones como regalo al recargar tu cuenta con 20.000€ (códigos: WELCOME20 y WELCOME5)
  • Llévate 20 acciones como regalo al recargar tu cuenta con 50.000€ (códigos: WELCOME50, WELCOME20 y WELCOME5)
  • Catalogo amplio con más de 1 millón de opciones
  • 40.000 acciones y 1.500 ETFs disponibles
  • Abre una cuenta en € o $ sin comisiones
  • Rentabilidad de hasta el 6,36% por el dinero no invertido
  • Invierte en las bolsas de valores de América, Europa y Asia
  • Tarifas competitivas por operaciones
Las inversiones en valores y otros instrumentos financieros siempre están asociadas con el riesgo de pérdida de capital.

Bróker Trade Republic
Ir a la oferta
Image

Regulado y registrado por

BaFIN

Trade Republic

Depósito mínimo

10€

Instrumentos ofrecidos

+ 9.000

Retirar fondos

1- 3 días
  • Activos como ETFs y acciones
  • Invierte desde 1€ en los activos disponibles
  • Compra criptomonedas y negocia derivados
  • Rentabilidad del 3,75% sobre el dinero no invertido
  • Plan de inversión personalizado con ETFs y acciones
  • Gestión del portafolio desde la app móvil
Invertir en la bolsa conlleva riesgos: el valor de las inversiones puede subir o bajar y es posible que recibas menos de lo que invertiste originalmente.

Bróker DEGIRO
Ir a la oferta
Image

Regulado y registrado por

BaFin, AFM, CNMV

DEGIRO

Depósito mínimo

0€

Instrumentos ofrecidos

+ 1.000

Retirar fondos

2 - 4 días
  • Acciones internacionales de más de 30 países
  • Amplia selección de ETFs en 19 bolsas principales
  • ETF y ETN de las principales criptomonedas
  • Comisiones y tarifas de tramitación ajustadas
  • Recursos educativos y academia del inversor
  • Plataforma y app con funcionalidades avanzadas
Invertir conlleva riesgos de perder su dinero.

Bróker Mintos
Ir a la oferta
Image

Regulado y registrado por

CNMV

Etoro

Depósito mínimo

50€

Instrumentos ofrecidos

ETF, bonos y préstamos

Retirar fondos

1 - 2 días
  • Carteras de ahorro automatizadas a largo plazo
  • Personalización de activos según el perfil del cliente
  • Combinación de activos entre préstamos, bonos y ETF
  • ETFs sin comisiones de compras, custodia o venta
  • Invierte desde 50€ en adelante
  • App móvil para Android y IOS
El valor de tus inversiones puede subir o bajar. Recuerda que puedes perder una parte o la totalidad de los fondos invertidos.

Bróker Bitpanda
Ir a la oferta
Image

Regulado y registrado por

FMA, AMF, MiFID II, BaFin, VASP,

MiFID II, E-Money, PSD II

Bitpanda

Depósito mínimo

10€

Instrumentos ofrecidos

+ 3.000

Retirar fondos

1 - 3 días
  • Compra acciones, ETFs, materias primas y metales
  • Acciones y ETFs completos o fraccionados desde 1€
  • Invierte en criptomonedas y cripto índices
  • Plan de ahorro automático
  • Operaciones de trading sin comisiones (pueden aplicar otros costes)
  • Sin comisiones de gestión, apertura y cambios de divisas
Invertir implica riesgos. Acciones: Riesgo 6/6/. Este número es indicativo del riesgo del producto, siendo 1/6 indicativo del menor riesgo y 6/6 del mayor riesgo

¿Qué es un bróker?

Un bróker es un intermediario autorizado de activos financieros. Su trabajo consiste en poner en contacto a personas y empresas interesadas en comprar o vender productos como las acciones, los ETF o las criptomonedas, entre otros. En la actualidad son plataformas digitales que funcionan como una especie de comercio electrónico en las que el inversor busca el instrumento que quiera incluir en su cartera y puede comprarlo directamente, almacenarlo en el propio bróker y venderlo cuando le apetezca.

Asimismo, estas plataformas ofrecen una amplia variedad de servicios que van mucho más allá de la simple compraventa de activos. Ya hemos comentado, por ejemplo, que los productos adquiridos se pueden almacenar en el propio bróker, que cuenta con todas las medidas de seguridad necesarias para mantenerlos a buen recaudo, Pero, además, también ponen a disposición de sus clientes gráficas, herramientas y secciones de noticias para que el inversor pueda realizar sus análisis, material formativo, alertas de precios, notificaciones a través de su aplicación móvil, etc.

Así pues, los brókers actuales son completas herramientas de inversión que no sólo permiten comprar y almacenar activos, también ayudan a sus clientes a invertir con un criterio más informado. Esto no ha sido siempre así, sólo fue posible a partir de la digitalización de sus servicios que, poco a poco, les han permitido construir plataformas digitales más completas. Y es que los brókers existen desde hace décadas, pero con anterioridad a la llegada de internet eran empresas que tenían que hacer todos los procesos de una forma más analógica y lenta, y con las que los usuarios contactaban a través de llamadas telefónicas o acudiendo a sus oficinas.

La transformación de los brókers en plataformas digitales ha hecho que todo el proceso de invertir sea mucho más cómodo y directo, puesto que los usuarios pueden ahora realizar todas las transacciones que deseen por ellos mismos y, además, mucho más rápido, puesto que basta pulsar un botón donde antes se debían realizar varias llamadas telefónicas. A esto hay que sumar que internet permite a los inversores realizar un seguimiento mucho más exhaustivo de la evolución de los precios y da un acceso más inmediato a las noticias que puedan afectar a ese valor.

Todo esto se traduce en inversores que pueden controlar todo el proceso de una forma mucho más directa que antes, operaciones más rápidas que les permiten aprovechar mejor las oportunidades de mercado y plataformas que hace todo mucho más simple que antes. Todas estas ventajas de la digitalización, sumadas a la posibilidad de conseguir ingresos extras, han hecho que se haya disparado la popularidad de invertir en activos financieros.

Sin embargo, todas estas facilidades no se traducen en menor riesgo. Antes de lanzarse a invertir en activos financieros hay que tener en cuenta que se está poniendo en peligro el dinero propio, y que las posibilidades de perder parcial o totalmente los fondos destinados a este fin son altas. Existen ciertas fórmulas para reducir estos riesgos, como tener conocimientos avanzados de los instrumentos y mercados con los que se va a operar o trazar una estrategia de forma concienzuda, pero a pesar de todas las precauciones, las probabilidades de incurrir en pérdidas siempre serán altas.

¿Cómo elegir el mejor bróker para invertir en España?

Como hemos visto, es necesario utilizar un bróker si queremos empezar a invertir en activos. En la actualidad existen muchas plataformas de estas características entre las que elegir, por lo que el abanico de posibilidades es amplio. Pero, ¿cómo saber cuál es mejor de todas las disponibles? Hay que tener en cuenta que cada una de ellas tiene sus particularidades, sus ventajas y sus desventajas, y que, por lo general, ninguna es mejor o peor que la otra, sino que se adapta mejor a un tipo de usuario que a otro.

Por lo tanto, lo primero que debes hacer al buscar el bróker que más te conviene es definir tus necesidades, objetivos y preferencias como inversor, y a partir de ahí investigar cuál es la plataforma que mejor se adapta a ellos. Por ejemplo, si estás interesado en invertir en acciones de compañías asiáticas, tendrás que buscar un intermediario que trabaje con esos activos y con esos mercados, pues no todos los brókers dan acceso a todos los tipos de instrumentos financieros ni a todos los mercados del mundo, y con las comisiones más bajas para esos productos.

Aunque hay muchos aspectos que tener en cuenta al elegir entre un bróker y otro, en general lo más importante es que prestes atención a las siguientes características:

  • Mercados: como hemos mencionado un poco más arriba, todos los brókers no trabajan con todos los mercados del mundo. Algunos sólo dan acceso a los europeos y estadounidenses, mientras que otros   tienen mayores opciones disponibles e incluyen países asiáticos, oceánicos o latinoamericanos.
  • Activos disponibles: en el mercado existe una amplia variedad de activos de inversión, pero los brókers pueden no trabajar con todos ellos. En general, estas plataformas disponen de cuatro o cinco tipos como máximo, entre los que siempre se suelen encontrar las acciones y los ETF, dada la popularidad de ambos, pero no así otros que también son interesantes, como las criptomonedas, los pares de divisas o los bonos. También hay intermediarios que se especializan en un sólo tipo de activo, como las criptomonedas. En función de los instrumentos con los que quiera operar el usuario, tendrá que elegir el bróker que le permita acceder a ellos.
  • Tarifas: el coste de los servicios del bróker es también un aspecto capital a la hora de elegir entre uno y otro, puesto que cuanto más bajas sean sus tarifas, mayores beneficios obtendrá el usuario. Estas plataformas pueden cobrar comisiones por distintos conceptos, por lo que es importante revisar bien sus tablas de precios para no encontrar ninguna sorpresa inesperada. Asimismo, algunos intermediarios eliminan los costes de determinados conceptos que suelen ser de pago, como las comisiones de compraventa de un activo en concreto, como las acciones.
  • Herramientas de trading disponibles: la mayoría de los brókers actuales disponen de herramientas de trading para ayudar a sus usuarios a analizar el mercado y los activos en los que están interesados, pero en algunos casos son más avanzadas que en otros. Si el usuario está buscando una plataforma todo en uno, le conviene optar por la que tenga aplicaciones más avanzadas, pero si prefiere utilizar herramientas externas no tiene porqué prestar tanta atención a este aspecto.
  • Alertas y notificaciones: además de las herramientas de trading, muchos brókers permiten a sus usuarios configurar alertas y notificaciones sobre la variación de precios de activos que tenga en cartera o que esté siguiendo con la intención de comprarlo. Que estas sean rápidas, precisas y personalizables es muy importante si el inversor quiere aprovechar al máximo las oportunidades de mercado que vayan surgiendo.
  • Órdenes automáticas: algunos brókers también permiten configurar órdenes automáticas que se ejecutan si se cumplen unas circunstancias específicas preestablecidas, funciones muy útiles para, por ejemplo, aprovechar oportunidades de mercado o contener pérdidas cuando el usuario no puede estar atento. En este sentido, las que más interesa que incluya la plataforma elegida son Stop loss y Take profit. Con Stop loss (en español, detener pérdidas), el usuario ordena al bróker que venda automáticamente un activo cuando el valor de este caiga por debajo de una cifra determinada, algo muy útil para contener pérdidas. Take profit (recoger beneficios), por su parte, funciona al contrario, puesto que aquí el inversor indica a la plataforma que venda automáticamente un instrumento si su precio supera una cantidad determinada, de tal manera que pueda aprovechar subidas puntuales para conseguir beneficios interesantes.
  • Nivel de dificultad: en el mercado existen brókers más avanzados, que satisfacen las necesidades de inversores expertos que reclaman herramientas y funciones profesionales y complejas, y otros más sencillos y con herramientas más simples, mejor adaptados a usuarios noveles. Es importante elegir una plataforma acorde al nivel de conocimientos propios para no tener problemas al operar. No obstante, hay algunos brókers que ofrecen una solución para todos los niveles: disponen de diferentes cuentas adaptadas a la experiencia de su titular con herramientas y funciones acordes, de tal manera que se pueden amoldar a los perfiles más diversos y, además, acompañar a aquellos inversores que quieran acceder a opciones más avanzadas conforme vayan adquiriendo nuevas habilidades en los mercados de inversión.
  • Aplicación móvil: en la actualidad todos los brókers tienen aplicaciones móviles, algo fundamental en un mundo en el que este dispositivo es esencial en nuestro día a día. Sin embargo, algunas plataformas las tienen más optimizadas que otras, por lo que es importante informarse para encontrar aquella que tenga una app que se adapte bien a las exigencias del usuario. En este sentido, es bastante relevante que la aplicación se parezca lo máximo posible a la versión web para que pasar de una a otra no suponga dificultades añadidas, que disponga de las mismas funciones para poder operar desde el dispositivo sin problemas y que permita configurar alertas y notificaciones.
  • Seguridad: los brókers de activos financieros mueven muchísimo dinero a diario, lo que los hace un blanco muy suculento de delincuentes cibernéticos. Por eso es importante que la plataforma elegida cuente con buenas medidas de ciberseguridad y garantías adicionales como estar en un fondo de garantía de depósitos o almacenar los instrumentos y el capital de sus clientes en entidades externas especializadas en custodiar esos bienes. También es fundamental que esté regulado y supervisado por una autoridad financiera competente, como la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) de España. Este aspecto es tan importante que profundizaremos en él un poco más adelante.
  • Formación: algunos brókers ofrecen a sus usuarios registrados formación gratuita para que puedan ampliar y profundizar sus conocimientos sobre los mercados, los activos financieros y las herramientas de análisis técnicos a través de guías, webinar, artículos o cursos. Algo muy relevante si al usuario le interesa este mundo y quiere seguir educándose sobre su funcionamiento.

La importancia de elegir un bróker regulado en España

La seguridad es un aspecto fundamental a la hora de elegir un bróker. En este sentido, hay varios aspectos que tener en cuenta, pero sin lugar a dudas el más importante es averiguar si la plataforma en cuestión está regulada y supervisada por una autoridad financiera competente de la Unión Europea, como la CNMV de España, la Autoridad Federal de Supervisión Financiera (BaFin) de Alemania o la Autoridad Financiera de Francia (AMF), entre otras. También son válidas organizaciones públicas de control de países con acuerdos con la UE, tales como la Comisión de Bolsa y Valores  de Chipre (CySEC) o la Autoridad de Conducta Financiera (FCA) de Reino Unido.

Estos organismos públicos se encargan de velar de que distintas empresas financieras, incluidos los intermediarios de activos como los brókers, cumplan con la normativa vigente relacionada con productos financieros para proteger los derechos, la privacidad, el dinero y los bienes de sus clientes. Obtener, por lo tanto, el visto bueno de cualquiera de ellas supone que esa institución garantiza que cumple con los estándares mínimos exigidos por la legislación y, por lo tanto, es seguro invertir con ellas.

Estos organismos supervisan constantemente a los brókers para asegurarse de que siguen cumpliendo con la ley a lo largo del tiempo y, de encontrar irregularidades, pueden imponer importantes sanciones a estas empresas e, incluso, retirarles la autorización para ofrecer sus servicios en su país.

Además de la regulación y supervisión, en lo referente a la seguridad también es importante que el bróker elegido cuente con medidas para proteger a sus usuarios de ataques cibernéticos y accesos no autorizados. Tampoco está de más que cuente con medidas adicionales para garantizar los fondos de sus clientes, como depositar el dinero en entidades bancarias externas, de tal modo que si la plataforma atraviesa por algún problema económico, los inversores puedan recuperar su capital sin contratiempos.

Son muchos los brókers que hacen esto último para no almacenar fondos de sus clientes con el objetivo de facilitar sus propias medidas de seguridad y ofrecer mayores garantías a sus usuarios. En estos casos, también es interesante que la entidad en la que se deposita el dinero esté adscrita a un fondo de garantía de depósitos, órganos que, en caso de problemas de insolvencia del banco, cubren hasta 100.000 euros por persona y entidad.

Activos en los que puedes invertir a través de un bróker

En los brókers puedes encontrar muchos tipos de activos diferentes, pero antes de elegir entre una plataforma y otra hay que tener en cuenta que no todos estos intermediarios trabajan con todos los activos disponibles en el mercado. Hay algunos que se especializan sólo en uno, otros que ofrecen tres o cuatro y unos pocos que tienen un amplio catálogo. En función de los intereses, conocimientos y objetivos del usuario, tendrá que elegir un bróker que le dé acceso a los instrumentos con los que desea operar.

Como hemos mencionado, existen muchos tipos de activos, pero hay varios de ellos que por trayectoria, popularidad y disponibilidad destacan por encima de todos los demás. A continuación te damos más información sobre ellos.

Invertir en acciones

Las acciones son uno de los activos de inversión más antiguos y populares que existen. Se trata de los títulos en los que las empresas cotizadas en bolsa dividen su propiedad, y ofrecen posibilidades de obtener beneficios tanto a través de la especulación (comprar barato y vender más caro) como a través de los dividendos que pueda ofrecer la compañía en los ejercicios que obtenga beneficios.

Como activo de inversión, las acciones tienen la ventaja de que están respaldadas por una empresa grande, cuentan con una trayectoria dilatada, hay mucha información disponible sobre ellas, su oferta es amplia y tienden a ser relativamente estables, por lo que el riesgo de perder dinero con ellas por fluctuaciones abruptas es menor que con otros instrumentos, aunque este peligro sigue siendo elevado en cualquier caso. Por contra, esa mayor estabilidad hace que con ellas sea más complicado obtener grandes ganancias a corto plazo.

Las empresas que sacan sus acciones a bolsa buscan obtener un fuerte ingreso de dinero sin recurrir a la financiación de bancos. De esta forma, ceden parte de la propiedad de la compañía, y con ella la promesa de repartir los futuros beneficios entre los nuevos accionistas, a cambio de conseguir la liquidez que necesitan para expandir su negocio. Por lo general, los dueños se guardan el paquete mayoritario de títulos para no perder el control de la organización.

Invertir en ETF

Los ETF se han convertido en unos activos bastante populares en los últimos años gracias a su sencillo funcionamiento, sus múltiples ventajas y su flexibilidad. Son las siglas de exchange-traded funds, en español fondos de inversión cotizados, y deben su buena acogida a que combinan lo mejor de los fondos de inversión tradicionales y de las acciones al tiempo que eliminan algunos de los principales inconvenientes de estos productos de inversión.

Al igual que los fondos de inversión tradicionales, en los ETF participan multitud de personas que adquieren una parte del mismo para poner en común una gran cantidad de dinero y comprar con esos fondos muchos más activos de lo que podrían en solitario. Asimismo, los fondos cotizados están administrados por sociedades gestoras que se encargan de estudiar el mercado y comprar y vender instrumentos financieros con el objetivo último de conseguir rentabilidad para los usuarios del ETF.

Estas características de los fondos de inversión tradicionales hacen que los inversores puedan exponerse a una importante diversidad de activos sin necesidad de disponer de grandísimas sumas de dinero. Asimismo, como es la sociedad gestora la que se encarga de que el ETF sea rentable, el usuario se tiene que preocupar mucho menos por sus operaciones, le basta con estar atento al valor global del fondo cotizado y revisar de vez en cuando las operaciones que se han llevado a cabo.

Por otra parte, de las acciones los ETF toman la cotización en bolsa, lo que implica que sus participaciones se pueden comprar o vender en cualquier momento de la sesión bursátil, en lugar de lo que ocurre con los fondos de inversión tradicionales, en los que hay que esperar a que cierre la sesión y se valore el fondo para poder realizar operaciones de compraventa.

Invertir en criptomonedas

Las criptomonedas han causado furor en los últimos años debido a las enormes ganancias que han proporcionado a algunos inversores, en especial a partir del inicio de la pandemia de coronavirus. Se trata de unos activos digitales que en su momento se crearon con el objetivo de que se convirtieran en un método de pago descentralizado (es decir, sin que lo controle ningún banco central) alternativo al dinero fiduciario. Sin embargo, con el tiempo ha ganado popularidad sobre todo como producto de inversión, a pesar de es posible adquirir algunos bienes y servicios con ellos.

Para poder trabajar con ellas con seguridad sin que ningún organismo público las controle, las criptomonedas utilizan un sistema conocido como blockchain o cadena de bloques, que utiliza la criptografía para crear las monedas digitales y garantizar sus transacciones.

Las criptomonedas son activos extraordinariamente volátiles, por lo que sus precios pueden variar considerablemente en muy poco tiempo. Esto es muy interesante para los inversores que deseen operar a corto plazo, puesto que abre la posibilidad de conseguir grandes beneficios en poco tiempo. Sin embargo, también hace que sean extremadamente arriesgadas, porque la fluctuación puede ser a la baja y hacer que el usuario acabe perdiendo buena parte de sus fondos.

Su alta volatilidad, la complejidad de los factores que afectan a su valor y su elevado riesgo hacen que operar con criptomonedas sea bastante complicado y peligroso, por eso las autoridades financieras sólo recomiendan invertir en estos activos a personas con experiencia y profundos conocimientos de las monedas digitales que entiendan bien las altas posibilidades de perder dinero a las que se exponen.

Invertir en Forex

El Fórex es el mercado de pares de divisas, en el que los inversores tratan de obtener beneficios con los cambios de valor de una moneda de curso oficial frente a otra, como los dólares, los euros, las libras o los yenes.

En el Fórex los valores se expresan en pares de divisas (como EUR/USD, es decir, euros/dólares estadounidenses, GBP/USD, es decir, libras esterlinas/dólares estadounidenses, o USD/JPY, es decir, dólares estadounidenses/yenes) porque indican la cantidad de una moneda que es necesaria para comprar la otra de su par.

¿Son caros los brókers para invertir?

A cambio de sus servicios, los brókers cobran una serie de tarifas y comisiones que varían según la plataforma. También hay algunos intermediarios que ofrecen de forma gratuita determinadas operaciones para las que otros exigen un desembolso. Por ejemplo, están los que no tienen comisiones para la compraventa de acciones. Por lo tanto, hay unos brókers más caros que otros, y también es posible encontrar opciones muy económicas e, incluso, gratuitas.

Para averiguar si un bróker es caro o barato es recomendable averiguar cuánto cobran por las tarifas más habituales de este tipo de plataformas. En este sentido, la principal es la comisión por compraventa de activos, que puede ser una cifra fija o un porcentaje del precio de la operación. Algunos intermediarios no cobran por comprar y vender determinados productos, en la mayoría de los casos acciones y ETF.

Otro coste habitual son las tarifas de determinados servicios, como los datos en tiempo real de los valores de los activos o la comisión de custodia, que algunos brókers cobran por guardar los activos que el usuario haya adquirido. También hay plataformas que cargan comisiones por ingresar fondos o retirar ganancias.

Algunos brókers también cargarán comisiones por cambio de divisas en determinadas operaciones con activos extranjeros que precisen que la transacción se haga en su moneda.

Por último, determinadas plataformas comienzan a cobrar una comisión mensual por inactividad a los usuarios de cuentas en las que no haya habido movimientos por un tiempo determinado, que en general suele ser un año.